Buscar

Soy viuda y no tengo vergüenza

Durante esta semana decidí enfocarme en la emoción de la vergüenza. Aprendí que la vergüenza nos impide conectarnos con nosotras mismas y nos mantiene en un estado de estancamiento emocional.


Es por eso, que quiero compartirles algunas cosas que hago diariamente y que aunque por vergüenza

siento que debería dejar de hacerlas, LAS SEGUIRÉ HACIENDO ya que me representan genuinamente.


No tengo vergüenza de hablar de mi duelo y atreverme a utilizar las redes sociales para contar mi experiencia.


No tengo vergüenza de derramar lágrimas, cuando mis emociones de duelo salen a flote, aunque esto genere algún tipo de incomodidad con los que me rodean. Aparentemente, en las fiestas todos van a pasarla “bien”.


No tengo vergüenza de hablar de cuanto amor existe entre mi difunto esposo y yo, aunque él no esté físicamente conmigo.


No tengo vergüenza de hablar de lo preparado que estuvo mi esposo en caso de que el faltará.


No tengo vergüenza de certificarme como Coach de vida y utilizar mi historia como referente. Yo sigo cometiendo errores y aprendiendo de ellos.


No tengo vergüenza de ejercitarme, dedicarme piropos, canciones y hablar de mi propio amor.


No tengo vergüenza de la capacidad de auto-compasión que he desarrollado y tener una opinión muy alta de mi misma.


No tengo vergüenza de tener un perfil en “Bumble” y “Hinge”, salir en citas y darme la oportunidad de conocer hombres maravillosos.



Porque se que todos los seres humanos sufrimos, aunque solo mostremos una parte en redes sociales.


¿Y tu querida viuda?, ¿de qué cosas no sientes vergüenza?


Con amor,


Elizabeth

Coach de vida


Pd: Unete a mi curso de coaching “Procesando tu duelo” diseñado para viudas que quiere gestionar sus emociones, observar sus pensamientos y disfrutar genuinamente del siguiente capítulo de sus vidas.


Inicia el 1 de Septiembre.


Suscríbete en

www.elizabethordonezlifecoach.com/plan&pricing



26 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo